La constitución y tal

Ahora que viene la reforma de la Constitución, cabe decir una serie de cosas no por breves menos importantes.

La primera cuestión es que todos deberíamos ser conscientes a estas alturas de que la Constitución Española es una chapuza. Se hizo de la manera en que se hizo , deprisa y corriendo, para contentar a unos pocos y dejar todo bien atado. No se si a la transición sería mejor llamarla “la transacción” o “la traición”. Tiene una serie de barbaridades regularizadas y otras tantas que son de ñapas legales.

Dicho esto, esta reforma que quieren hacer de la Constitución es legal. La manera en la que han aprobado ,  la manera en la que no convocan un referendum, etc, todo eso es legal, está recogido en la propia Constitución. Ahora bien, ¿es legítimo?

Hay tres argumentos que indican que no

El primero es de contexto, cuando se aprobó esta manera de reformar la Constitución con amplias mayorías se tenía en cuenta una mayor pluralidad en las cámaras que hacían que esta mayoría fuese casi imposible, tenía que haber un consenso extraordinario entre numerosas fuerzas para llegar a esto. Ahora es un reparto de los dos de siempre.

El segundo es moral. Cuando, con las movilizaciones recientes o con reivindicaciones anteriores, se han tocado determinados temas, el PPSOE ha dicho siempre lo de “si bueno pero es que para eso habría que reformar la Constitución, eso es un follón, no es tan fácil, requiere un procedimiento…” . En este caso, cogen y sin ninguna vergüenza, en una noche acuerdan el tema y lo aprueban. Pues menudo follón, sí que era difícil.

El tercero es de espíritu democrático. Dicen “Es que es un tema muy importante como para consultarlo al pueblo” y chorradas similares. O sea, son temerosos del pueblo, ¿qué demócrata tiene miedo de consultar al pueblo? Está claro que estos demócratas de voto cada cuatro años y olvídate del resto no tienen ningún espíritu de consulta. Pero, además, ¿quién dice que el resultado del referendum vaya a ser “No”? . No se pide una opción de voto concreta, se pide la consulta,  cosa que ellos no entienden.

En fin, es lo que tenemos.

Lo único interesante de todo esto es que el 20N el PSOE va a sufrir posiblemente uno de los mayores varapalos de su historia, sino el mayor, y eso es algo de lo que tendremos que alegrarnos, porque es el freno constante a cualquier reivindicación.

 

Por cierto, sólo los mayores de 51 años votaron dicha Constitución. El resto no pintamos nada.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s